miércoles, 23 de septiembre de 2015

Equinocio de otoño

Este año el otoño comienza el 23 de septiembre y tendrá una duración de 89 días y 20 horas, por lo tanto terminará el próximo 22 de diciembre. Esta variación en cuanto al inicio del otoño siempre va entre el 21 y el 24 de septiembre y mientras que el otoño llega en el hemisferio norte la primavera se hace presente en el hemisferio sur.

Entre las particularidades que trae el equinocio de otoño destaca que al cambiar el 25 de octubre la hora el día y la noche pasan a durar casi el mismo tiempo, los árboles pierden sus hojas precisamente por la menor cantidad de horas de día y la radiación solar tiene una fuerza menor.

Asimismo, cabe recordar que el inicio de las estaciones está dado por el instante en que la Tierra pasa por un posición de su órbita determinada alrededor del sol y específicamente en otoño esa posición se presenta desde el centro del Sol que visto desde la Tierra cruzo el ecuador celeste. Al suceder este fenómeno la duración del día y la noche coinciden y por ello se lo conocer como equinoccio de otoño.


Algunos fenómenos sucederán durante este otoño como un eclipse total de luna que ocurrirá el 28 de septiembre y será visible en Europa, África, el océano Atlántico y América. También, el 17 de noviembre Mercurio será totalmente ocultado por el Sol en su conjunción superior.

La observación nocturna del cielo en otoño permitirá observar distintos fenómenos astronómicos interesantes tales como eclipses o cometas, además de la luna llena que se dará el próximo 28 de septiembre el 27 de octubre y el 25 de noviembre.

También la visibilidad de distintos planetas serán acontecimientos a tener en cuenta por los aficionados a la astronomía que podrán ver a Saturno hasta el atardecer de mediados de noviembre o Venus, Marte yJúpiter que serán visibles en diciembre.

El equinoccio de otoño da inicio a la estación más melancólica del año y a pesar de que el calor dice adiós esta época también ofrece magia y romanticismo, además de un clima perfecto para disfrutar a pleno de la naturaleza.