sábado, 11 de octubre de 2014

Limpiar los océanos con The Ocean CleanUp

Una innovadora propuesta para limpiar las aguas de los océanos el The Ocean Clean Up puede aprovechar las corrientes y vientos desplazando la basura y captándola, además de concentrarla por medio de barreras flotantes que posteriormente conducen todo los desperdicios a una plataforma recolectora.

La idea de The Ocean CleanUp es no afectar la fauna marina y su creador un holandés llamado Boyan Slat es quien tuvo esta idea sencilla y novedosa a la vez que permitirá retirar de los océanos todo el material plástico y otros desechos que las ensucian y contaminan.

La característica principal de este nuevo implemento es que no perjudica el medio ambiente sino todo lo contrario pues los aprovecha y lo convierte en su gran aliado para luchar contra la contaminación de los mares.

Esta invención viene a solucionar un problema que desde hace varias décadas viene dañando los océanos con toneladas de plástico que erosionan los ecosistemas y también causan graves desequilibrios a las cadenas alimentarias.


Así, la empresa The Ocean Cleanup, con sede en los Países Bajos viene a dar solución aun problema que Slat pudo advertir cuando buceaba en Grecia y encontró en el agua mucha más cantidad de bolsas plásticas que peces.

Uno de los mayores problemas del plástico es que no puede desintegrarse por sí solo y la única forma de eliminarlo es a través de la recolección que fue lo que este joven se planteó antes de diseñar el The Ocean CleanUp. La idea que hace surgir The Ocean CleanUp es la de pensar que los océanos podrían limpiarse a sí mismos utilizando un sistema de largos brazos flotantes situados y anclados en el fondo del mar, además de estar conectados a una estación recolectora.

Este sistema utiliza así las corrientes y también los vientos oceánicos como un medio natural para transportar las basuras plásticas pero haciéndolo de forma pasiva hacia una plataforma de recogida, mientras que cada unidad de este sistema se presenta con una estructura matriz formada por dos brazos en forma de “V” con una extensión de cincuenta kilómetros de largo cada uno. Según los expertos y científicos utilizando este sistema sería posible reducir a la mitad el tiempo de limpieza de los océanos.

El equipo de TOC prevé que el primer sistema piloto comenzará a funcionar totalmente en 2015 y ya en los próximos meses se realizarán expediciones para poner a punto el sistema.