jueves, 23 de enero de 2014

Reciclar el agua de lluvia

Existen diferentes cosas que pueden hacerse para vivir de una manera más sostenible y muchas de ellas pueden llevarse a cabo utilizando algunas herramientas sencillas, como por ejemplo aprovechar el agua de lluvia para uso doméstico.

A pesar de no ser una idea novedosa reciclar el agua de lluvia aporta muchos beneficios y es un buen método para ahorrar en consumo de agua potable sobre todo en zonas en las que el agua es escasa.

De allí que muchas personas han comenzado a implementar en sus casas sistemas que les permiten reciclar el agua de lluvia para uso doméstico, una interesante propuesta que permite recoger el agua caída del cielo y después utilizarla nuevamente para consumo o la limpieza del hogar.

En España ya existen varios proyectos para reciclar el agua de lluvia como es el caso de Galicia donde la Consejería de Vivienda de la Xunta que aprobó una norma para obligar a los constructores a edificar las viviendas nuevas con este tipo de tecnología sencilla, algo que también se repite en las Islas Baleares y ciertas zonas del Levante. 


Teniendo en cuenta que el consumo de agua medio en una casa por persona es de uno ciento cincuenta litros diarios para la limpieza del hogar, riego, lavadora y otros usos cotidianos, de allí que podría utilizarse para todo ello el agua sin problemas y si se decide también usarla para el consumo solo es necesario integrar al sistema una herramienta de depuración.

Estos sistemas para reciclar el agua de lluvia tienen un funcionamiento relativamente sencillo de implementar ya que son instalados por empresas especializadas que tienen en cuenta por ejemplo la cantidad media de lluvia en la zona donde está la construcción y también el tamaño del tejado donde se instala.

El depósito actúa como un contenedor subterráneo y cuando llueve el agua del tejado se desplaza por unos canalones, se filtra, y por último se almacena en el tanque, mientras que dentro de la casa se instala una red paralela a la de agua potable que será la encargada de suministrar el agua de lluvia usando un equipo hidráulico.

Por otra parte cuando el agu del depósito se agota el sistema enciende un control de abastecimiento que lo conecta automáticamente al agua de la red asegurando siempre agua para el hogar.