viernes, 4 de mayo de 2012

Los ríos más contaminados del mundo

La mayor parte de la población del Planeta Tierra ha tomado conciencia de la importancia que posee el agua ya que es elemental para la vida. 

Sin embargo, la situación de muchos de los ríos más importantes del mundo se encuentra en un estado deplorable representando la crisis del agua dulce uno de los problemas más graves que afecta el planeta desde hace años. 

Ratificando esto un documento de la WWF ha emitido un informe que demuestra que los principales y más importantes proveedores de agua del mundo están poco a poco muriendo tanto por la contaminación como por los cambios climáticos y la creación de represas. 

Es alarmante pensar que más de la mitad de los ríos del mundo se encuentran contaminados o sus cauces demasiado bajos permanecen secos gran parte del año por efecto de la utilización desmedida. 

Así por ejemplo, el río Salween ubicado en el Sureste Asiático y con nacimiento al este del Tíbet fluyendo hacia el sur por más de 2400 kilómetros atravesando la provincia de Yunnan, China y el este de Myanmar, para desembocar en el Golfo de Martaban del Mar de Andamán, siendo hoy considerado como el más contaminado del mundo y sin planes concretos de dar una solución. 

El famoso Danubio también se encuentra en problemas y las autoridades exhortan a las naciones que forman parte de la cuenca del río Danubio a que comiencen a tratar la problemática de la contaminación de las aguas. 



Varias causas han enturbiado esta agua entre ellos el drenaje de aguas residuales, pesticidas y químicos sin tratamiento. 

En la República Argentina el Río de La Plata presenta desde hace muchos años una contaminación alta por el vaciado de residuos industriales y también domiciliarios, sumándose a esto la llegada de agroquímicos. 

En Estados Unidos el río Bravo o Grande de gran importancia para muchas zonas, es el encargado de proporcionar agua a regiones sumamente áridas del país incluyendo una zona de México. 

La construcción de más de gran cantidad de represas y acueductos ha impactado también de forma severa sobre el volumen de agua de este río. 

Bajos caudales, evaporación que se incrementa con períodos de sequía que aumenta, hace entonces de esto un círculo vicioso de consecuencias peligrosas. 

La lista incluida en el informe pero con estos ejemplos es suficiente para que las naciones comprendan la importancia de idear planes que ayuden a que los ríos vuelvan a ser lo que eran, por el bienestar del planeta y obviamente de todos sus habitantes.