sábado, 17 de noviembre de 2007

El gorrión molinero, la vida en ambiente rural

El gorrión es el ave más extendida a lo largo de la geografía terrestre y su nombre originario en latín "passer" es el precursor del término castellano "pájaro" con la que denominamos a las aves de pequeño tamaño.

Este pájaro ha ido acompañando al hombre a lo largo de la historia, colonizando y poblando cada nueva ciudad, dejando atrás la dura vida en el medio natural. Su alimentación depende del sitio donde habitan pero básicamente insectos, semillas y restos de comida en las grandes urbes.



En la especie más común (gorrión común) los machos son más grandes y con el plumaje más variado, durante la época de cría incuban de forma conjunta los huevos, no más de 8, tardando despues no más de un mes en criar a sus polluelos, llamados gurriatos, hasta que estos echan a volar. En las ciudades no tienen demasiados depredadores, unicamente gatos y alguna pequeña ave de presa, pero si que rivalizan enconadamente con las palomas por el alimento que personas altruistamente ofrecen a las aves.


Concretamente las fotos que os he mostrado pertenecen a Gorriones molineros, son de aspecto y tamaño idéntico ambos sexos y facilmente reconocibles por la mancha negra debajo del ojo, y a diferencia del gorrión común, le gusta más la vida alejada de las grandes ciudades, viviendo en enclaves rurales.

martes, 13 de noviembre de 2007

Atardecer sorprendente

En el momento de realizar las fotografías de este precioso atardecer, supongo que por la excesiva luminosidad, o igual es que estaba tan pendiente la inminente y anunciada retirada del sol en en esos momentos, no observé los numerosos rastros de aeronaves, y es que, viendo las fotos posteriormente lo he deducido, desde el punto donde me encontraba, Calamocha (Teruel) justo en dirección oeste, el sol nunca se equivoca, tiene la salida natural el aeropuerto de Madrid hacia el noreste de España y Europa occidental. Diría que la mayoría de aviones están entorno a la zona que envuelve la población de Sigüenza (Guadalajara).






domingo, 4 de noviembre de 2007

La grulla: el ave de la felicidad

La Laguna de Gallocanta es el lugar utilizado por muchas especies de aves migratorias para reponer fuerzas antes de continuar su largo camino en pareja (ya que la tienen para toda la vida) aunque la mortalidad debido a los largos viajes y a los temibles cables de alta tensión, gran problema de todas las aves en países desarrollados, hace que frecuentemente tengan que buscar compañia nueva. Tienen una esperanza de vida de entre 55 - 60 años. El sonido que emiten es muy similar a las notas de la trompeta, y puede ser oído a muchos kilómetros de distancia.


Pasajes de la historia reciente aluden a esta bella ave, de una forma agridulce: a través del horror de la sinrazón de la guerra, se llega a momentos de esperanza a los cuales nos debemos aferrar para no salir nunca. Cuentan que a una niña de dos años, Sadako Saski, diez años después de caer la bomba de Hiroshima, se le diagnosticó leucemia. Su mejor amigo le contó la leyenda japonesa que cualquiera que haga un millar de grullas de papel sería premiado con un deseo. La niña empezó a doblar papel y hacer grullas, pero murió en ese año, su deseo no se cumplió. Sus compañeros de colegio acabaron el millar de grullas de la niña y recolectaron dinero por todo Japón para colocar una estatua en su honor, una grulla dorada, en el Parque de la Paz de su ciudad. Su deseo fue su esperanza, e inscribieron en la estatua: “Este es nuestro llanto, esta es nuestra plegaria, paz en el mundo”.

Os dejo este vídeo con una buenísima explicación de la Guia del Centro de Interpretación de la Laguna de Gallocanta, os recomiendo que lo visionéis puesto que en él encontrareis además de una narración estupenda, interrupida por un inoportuno ataque de tos, muchos más datos interesantes.